Con los pies calentitos


Una de las partes que más sufre cuando el clima es extremo son los pies. Ya podemos ir bien abrigados, que si nuestros pies se están quedando como dos cubitos de hielo, la jornada de esquí se puede ir al traste.
No obstante, existe una solución para los que sufren este problema. Se trata de unas plantillas térmicas que sustituyen a las que vienen con las botas, alimentadas por unas baterías que se unen a las botas, que proporcionan distintos niveles de calefacción, evitando pasar frío.

Varios amigos lo utilizan y están encantados. Además, la autonomía de las baterías es muy larga, permitiendo llevar encendida la calefacción todo el día.
Hay varias marcas que trabajan este producto, pero tras realizar varias pruebas, nos hemos decantado por Therm-ic, no sólo por su producto de gran calidad, sino por la versatilidad que ofrece para colocarse en modelos de bota que van preparados para esta solución.

Si eres de los que pasa frío en los pies, no te lo pienses, con la calefacción Therm-ic, disfrutarás mucho más de esquí, sobretodo en esos días más fríos que son los que hay nieve de buena calidad.

×